Hijos de Overón “Prisionero de Agujas” [reseña]

Hijos de Overón – Prisionero de Agujas – Hijos del buen gusto musical

hijos-de-overon-prisionero-de-agujasDespués de la inestabilidad propia de los cambios de formación y agudizada por los periodos de inactividad, “Prisionero de Agujas” ve la luz y se muestra como la tarjeta de presentación musical de los segovianos Hijos de Overón, un disco muy bien arreglado y cuidado tanto en su presentación como en su contenido y en el que los de Cuéllar vierten en el estudio la calidad instrumental que les avala en directo. Joni, Raúl, Carlos, Diego, Alex y Fresh, han aunado fuerzas y talento para parir un buen disco de heavy metal y en el que, unas veces, las pinceladas de metal power y otras,
las de metal melódico, todas ellas muy agradables, deleitan el buen gusto a la par que el oído. Prueba de ello son temas como “Otra vez”, que abre el disco, “El veneno de mi flecha”, la nostálgica “Ahora polvo es” o “Hijos de Overón”. El disco pone punto y final con el corte que lo bautiza, “Prisionero de agujas”, un tema que con el paso del tiempo, en vez de envejecer, se ha convertido en la seña de identidad del sexteto – “Prisionero de agujas, piensas que tu mundo es real. Crees que estás cuerdo, mas tu locura es letal” -.

Grabado por Iván Suárez y Dan Díez en los Estudios Rock Lab, “Prisionero de Agujas”, está avalado por una buena producción y un buen puñado de temas (ocho en total), y arropado por la maestría vocal de Jorge Bercco (Zenobia, voz en el tema “El veneno de mi flecha“), y de Estela García (voz en el tema “Ahora polvo es”) y el deleite interpretativo de Miguel Fraile (guitarras en “El veneno de mi flecha“ y “Ahora Para los profanos en la materia, apuntar que Oberón (con “b”), y según las leyendas medievales originarias del mundo esotérico heredadas de los celtas, es hijo de Gaia, la Madre Tierra, rey de las Hadas y los Silfos. Un personaje que popularizó el dramaturgo William Shakespeare en su magistral obra ”El sueño de una noche de verano”. Quizás la magia del grupo aflore de ahí.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*