Derrame Rock 2012 mas vale tarde que nunca

sancocho.com webzine

La nueva edición del derrame Rock, la XVII ya, se hizo por segundo año en Ourense, aunque está vez se traslado al recinto deportivo de Oira. Un polideportivo mucho mas cómodo y con mas capacidad, esto hizo que en ningún momento el aforo se viera desbordado a pesar de la expectación que algunas de las bandas presentes despertaron este año entre los asistentes. El recinto era muy grande y difícil de llenar aunque tuvo momento muy grandes.
Del jueves no puedo decir mucho porque no estuve por allí. Había opiniones dispares sobre Los Suaves y unanimidad en cuanto al sonido y repertorio de Gatillazo, siguen siendo de lo mejorcito.

El viernes, al igual que el sábado, había una mezcla de estilos importante, por un lado y bajo un sol abrasador Doctor Explosion volvieron a demostrar que están en muy buen nivel a pesar de los años que ya llevan tocando. Aprovecharon para tocar algunos de los temas de “Hablaban con frases hechas”, su último disco, pero sin olvidarse de sus hits como “Eres feo chaval”. Mucho calor y poca gente ,eso si, conciertazo.

Tras ellos salieron The Toasters con algo mas de gente arremolinada delante del escenario y con muchas ganas de bailar los ritmos ska de los americanos, sonaron bien y gusto a los incondicionales del genero.

Los Chikos del Maiz, defendieron su rap de contenido político. No soy muy seguidor del estilo pero me gustó su puesta en escena y sus canciones, entre el público bastantes seguidores coreando sus canciones.

Del rock-garage-ska-rap, se pasa en un segundo al metal mas pesado de la mano de Vita Imana que se lo montaron de lujo dejando el sitio ya calentito para unos Hamlet que repetían cartel y como el año pasado volvieron a revolucionar el ambiente.

Entrada la noche mas metal, ahora Sepultura. Esta era una de las bandas que mas ganas tenía de ver y me gustaron, sonaron potentes y no se olvidaron de algunos de sus temas mas clásicos de “Arise” o “Chaos A.D.” .

La noche avanza y volvemos a cambiar de estilo ahora es el turno de las que, quizás, sea la banda mas veterana dentro del rock estatal, Burning, que hicieron “mover sus caderas” a los presentes y no solo a los mas mayores –que tambien los había-. Tras la banda de Johnny apareció otra “rock and roll star”, Loquillo. Serio y de riguroso negro tocó un poco de todo dentro de su ya abultado catalogo delante de un auditorio que estaba esperando por él.

A eso de las 2 de la mañana salieron El ultimo Ke Zierre, otra de esas bandas que llevan mas de 20 años girando habiendo dejado ya un puñado de clásicos en la memoria colectiva, buen concierto el de la banda de Castellón.

Banda Bassotti trajo su rock proletario desde Italia y en las primeras filas los skins no paraban de mostrar su respeto a esta banda a ratos rock, a ratos mas ska pero siempre defendiendo su postura combatida y festiva.

Poco mas puedo contar de lo que paso el viernes ya que me retire discretamente a sobar después de disfrutar de una tarde-noche con un montón de estilos y que me dejo buen sabor de boca.

El sábado desde primera hora y bajo un sol muy cabrón Manolo Kabezabolo hacía derretirse los hielos de los kalimotxos que ya pululaban por el recinto. Habeas Corpus, presentaron su show de rap-metal con muy buena acogida por parte de la gente. Otra banda con muchas horas de escenario en sus espaldas y que saben mover al personal aunque el calor pegue fuerte como pasó esa tarde.

Si el viernes hubo una maraton de estilos dentro del rock, el sábado no iba a ser diferente, el oi – punk mas rabioso y combativo llegaba de la mano de unos Non Servium que en menos de una hora levanto pogos y mucha mala leche, uno de los mejores conciertos de la presente edición lo dieron ellos.

Salto al trash metal ahora con Angelus Apatrida. Aunque no estoy muy en la onda de esta banda me gusto mucho su recital y la forma en que el grupo supo meterse a la audiencia en el bolsillo.

Otro de los grupos esperados eran Reincidentes y no defraudaron a los incondicionales. A esa hora empezaban las  sombras delante del escenario y se podía estar mas cómodo si conseguias acercarte porque el revuelo era tremendo, sonaron la mayoria de sus clásicos con colaboración familiar al canto en “vicio” un tema que se ha convertido –a mi pesar, ya que tienen canciones mucho mejores- en el estandarte de la banda.

Nueva vuelta de tuerca y aparecen Avalanch presentado su heavy Metal mas clásico, muy potente y bien compactado no pude estar el set entero pero por lo que vi también gusto su propuesta y, es que, como ya decía aquí había para todos los gustos y ese puede ser uno de los aciertos de la organización del festival, tocar casi todos los palos. Para algunos eso no es bueno para otros es la forma de juntar al máximo de gente y con buen rollo.

Rosendo se presento modestamente –como suele hacer- y consiguió una mezcla muy extraña delante del escenario, crestas, calvas, pelos largos, rapados, barbudos y alguno con cara de despistado que conocía todos los temas. Por lo demás volvió a demostrar que sigue en esto casi como el primer día.

A media noche salen Los Enemigos que se han vuelto a juntar este año –y después de 10 de parón- para repasar los temas que les han puesto en un lugar privilegiado dentro del panorama rockero del estado. Sonaron muy bien y me transportaron 15 años atrás cuando se forjaba lo que hoy parece ser leyenda. “desde el jergón” o “Septiembre” entre otros clásicos hicieron las delicias de todos los que llevaban toda la tarde esperando por su regreso a base de cervezas.

La última banda que vi el sábado –si, me perdí a Bad Manners pero tenía otros compromisos- fueron Heredeiros da Crus que también se han reunido este año para volver a tocar sus temas mas clásicos. Media Galiza estaba desde antes de que empezasen tomando las primeras filas para no perderse un detalle de lo que la banda venia a presentar –o más bien a recordar-. Creo que fue el concierto que mas gente congrego y quizás sea este el concierto que para los Galegos pase a la historia como lo mejor del derrame Rock de 2012, solo había que ver los periódicos locales del domingo.

Este año el recinto y la organización se superó al anterior –y no es que fuese mala en 2011- sencillamente lo han mejorado, ya está en marcha la XVIII edición que volverá a ser en Ourense , esperamos que el cartel traiga nuevas sorpresas porque es increíble la vida que tiene la ciudad en estas fechas.

[flickrset id=”72157631811080798″ thumbnail=”square” overlay=”true” size=”medium”]

Una crónica un tanto tardía de nuestro amigo y colaborador Raul G.  en donde sancocho.com webzine entona  el mea culpa a la hora de publicarla

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*