Cronica Aupa Lumbreiras 2010

No hay mejor forma de celebrar el comienzo del otoño, y de la vuelta al trabajo, que romper la rutina yendo a un festival. Asique, el pasado jueves 23 de septiembre, cogimos el coche y, después de un viajecito pasado por agua, nos plantamos en la localidad albaceteña de Tobarra. Donde se celebraba, por tercera vez consecutiva, el festival Aupa Lumbreiras. En su XIII edición este festival se ha consagrado como uno de los más importantes del país, siendo conocido por tener la mayor representación de música punk rock tanto nacional como internacional.

Después de lidiar con las tiendas, en una oscuridad total, y de recorrer el camino hasta el festival (que no es que fuese largo, pero la cantidad de barro que se había formado hacía imposible andar por esos caminos sin perder las zapatillas) llegamos al recinto a tiempo para ponernos las pulseras y ver la actuación de Barricada. Para nuestra grata sorpresa, el grupo había preparado una actuación de tres horas. En la primera parte, presentaron todo su último disco “La Tierra Está Sorda” que trata sobre la guerra civil y levantó los ánimos revolucionarios. Dejando para las dos últimas horas un set list abarrotado de todos sus mejores clásicos, que nos hicieron chapotear en el barro como locos.
Tras un camino no menos accidentado que el de ida, llegamos a las tiendas para intentar descansar algo. Nos quitamos las capas de barro que nos cubrían hasta las rodillas y nos metimos en los sacos acunados con el sonido de las raves, nanas habituales de los festivales.

El viernes amanecimos más descansados de lo que esperábamos. La rave continuaba cambiando su repertorio a la banda sonora habitual de las mañanas. Y, tras dar cuenta de una sabrosa tortilla de patata y de alternar con las gentes del lugar (entre los que se encontraban personajes tan famosos como Bob Esponja), nos fuimos corriendo para ver a los Porretas, grupo de rock mítico del barrio de Hortaleza de Madrid. Tocaron grandes temas como ‘Y Aún Arde Madrid’ o su canción más famosa ‘Marihuana’, haciendo bailar a todos al son de sus canciones a pesar de la solanera que pegaba a las cuatro de la tarde. Fuimos a comprar algo para mojar nuestros gaznates y recibimos una noticia de última hora: el grupo The Casualties, que venían de New York, tuvieron que cancelar su actuación por un problema en la aduana con sus visados. La tristeza se dibujó en nuestras caritas, pero duró poco, al conocer el grupo que les iba a sustituir. Con lo que volvimos corriendo a los escenarios para ver a Mamá Ladilla, que se presentó con su antiguo bajista. Razón por la que no tocaron ninguna canción de su nuevo disco “Jamón Beibe” y nos regalaron un concierto con sus mejores canciones, sobre todo del primer disco.

A conticuación vimos a La Pulquería que venía presentado su último trabajo “Fast Cuisine” que dieron un gran espectáculo que supo mantener al público en constante movimiento. Seguidos de Eskorzo (un grupo que no había escuchado antes y que me sorprendió mucho) que en menos de dos segundos supieron hacernos olvidar el cansancio con sus ritmos fusión. Pasamos a una vertiente más punk con Segismundo Toxicómano, que también presentaba su último álbum “Una Bala”, del que pudimos escuchar temas como ‘Héroes’ o ‘Último Asalto’ junto a clásicos como ‘Odio’ y el cierre magistral de la actuación con la canción ‘El Narco’ a ritmo de narcocorrido. Tomamos el relevo con EUKZ (El Último Que Cierre) que tuvo que cambiar la hora de su actuación debido a la caída de The Casualties. Y continuamos con S.A.que lo dio todo, como es habitual, tocando muchos de sus grandes temas gracias a la presentación de su “Sesión #2”.

Pasamos a la carpa (escenario Maneradevivir), que este año estaba mejor ubicada, se encontraba dando la espalda a los escenarios principales (AupaLumbreiras y Tobarra) para evitar el solapamiento de sonido. Allí disfrutamos de la música de Ni Por Favor Ni Hostias, que nos mantuvo calentitos y espabilados para lo que se nos venía encima. Las actuaciones de los mejores grupos sevillanos del momento. Los primeros fueron Ofunkillo que nos hicieron votar con su ‘funky andaluz embrutessío’ (como ellos lo llaman). Y los segundos, pero no menos importantes, el grupo Narco que dio un conciertazo mezclando canciones de sus dos primeros trabajos como ‘Ambiente Cadaver’, ‘Tu Dios De Madera’ o ‘Kolikotrón’ con temas de su nuevo disco “Alita de Mosca”. Y para terminar la noche, los italianos Talco que venían con su nuevo cd recién sacado del horno “Cretina Commedia”. Con un gran set list muy equilibrado con temas clásicos y versiones míticas como ‘Bella Ciao’ hicieron que el público diese todo lo que le quedaba después de un gran día de conciertos. Y nos fuimos a dormir, esta vez sin oir si quiera las raves, caímos inconscientes del cansancio que tenían nuestros cuerpecicos.

El último día del festival se nos echó encima de repente y nos quedamos sin ver a Sindicato del Crimen, pero a las cuatro ya estábamos dentro para disfrutar de Vómito y de las primeras cervecitas. A continuación, dos de los mejores grupos punkys. Por un lado, Lendakaris Muertos que dieron un concierto increíble, con el cantante saltando de un sitio a otro, llevado por el público de una punta a otra y con temas míticos que en su mayoría eran de su primer disco. Y por otro, disfrutamos de la actuación de una banda mítica donde los haya: Piperrak. Eso sí, el sonido fue malísmo. Lo que todo el público hizo notar con sus silbidos. Y la ejecución de los músicos no fue la esperada pero, teniendo un público que se sabía todas y cada una de sus canciones, fue fácil obviar esos dos puntos y disfrutar como enanos de un grupo que no se ve todos los días. Tomamos aliento y fuerzas, escuchando a Betagarri y a Gérmenes, este último nos recordó a los grupos de rock urbano surgidos en los s’90. Y pasamos al escenario más pequeño a escuchar a Radio Clash, proyecto parelelo de la gente de Disidencia, que supo elegir las mejores canciones para su tributo. Corriendo fuimos a ver a la Banda Basotti que presentaban su directo “Checkpoint Kreuzberg” con lo que hicieron un gran repaso por su discografía como ‘E Solo Un Sogno’ o ‘La Altra Faccia Del Impero’ incluyendo una versión de ‘If The Kids Are United’.

Cambiando de tercio, les siguieron Los Suaves que dieron su concierto habitual intercalando canciones con los discursos etílicos de Yosi. Para dar paso a Reincidentes, que dieron un concierto mejor de los que son habituales en sus últimas actuaciones, tocando sus temas clásicos a la antigua usanza como ‘Ni Un Paso Atrás’, ‘Nazis Nunca Más’ o ‘Vicio’. A continuación, una de las actuaciones más esperadas, Manolo Kabezabolo acompañado de la banda Chicharrica. Sin duda fue un conciertazo que dio en las narices a más de uno que no confiaba en el estado del cantante. El set list incluía casi todas las canciones de su primer disco “Ya hera ora” más algunos temas cantados por Kabezabolo a capela, demostrando su dominio de las letras. Y, aunque estábamos más muertos que vivos, todavía tuvimos fuerzas para ir a la carpa a ver a Kante Pinréliko y disfrutar de su postpunk gótico y sus letras tan originales.

Y así se terminaron las actuaciones de este Aupa Lumbreiras. No hay ni que decir que la fiesta se continuó en las tiendas, como está mandado. Pero esa es otra historia y nos la reservamos. Si tenemos que poner una nota al festival, sería de sobresaliente. Porque hemos disfrutado mucho en todas las actuaciones y, en general, los medios técnicos han dado la talla. Las únicas pegas, la caída de The Casualties y que todos los grupos se pusieron de acuerdo para hacer las mismas versiones. Con lo que disfrutamos unas cuantas veces de los siguientes tres temas: ‘Zu Atrapa Tu Arte’, ‘Bandiera Rossa’ y ‘Bella Ciao’.

Hasta la próxima me despido con dos consejos para el siguiente Lumbreiras: al público, que lleve botas de agua y a los grupos, que existen muchas canciones para versionear.

Texto. Maite Morales Benito

2 Comments

  1. Está muy bien la crónica, pero una pequeña corrección, Mama Ladilla SÍ tocó una canción del último disco, concretamente “Absolutamente Nada”.

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*